Senadores anuncian plan para una reforma inmigratoria

Por Nelson A. Castillo |
28 Ene. 2013 |
Por Nelson A. Castillo
28 Ene. 2013

Un grupo de senadores estadounidenses demócratas y republicanos hoy anunciaron su plan para una reforma inmigratoria en los Estados Unidos.  El grupo bipartidista, que incluye a los senadores Charles Schumer (D-NY), John McCain (R-AZ), Dick Durbin (D-IL), Lindsey Graham (R-SC), Robert Menéndez (D-NJ), Marco Rubio (R-FL), Michael Bennet (D-CO), y Jeff Flake (R-AZ) propone solucionar unos de los retos mas grandes que enfrenta el país: encontrar un balance entre la protección de la frontera y la legalización de aproximadamente 11 millones de inmigrantes indocumentados.

El plan de los senadores incluye los siguientes puntos claves:

1. Crear un camino hacia la ciudadanía para los inmigrantes indocumentados que viven en los EE.UU. siempre y cuando se haya asegurado la frontera y disminuido la cantidad de personas que se quedan indocumentadas después de haber entrado legalmente al país

– El proyecto legislativo tratara encontrar un balance entre sellar nuestra frontera y mantener el flujo de inmigrantes que necesita nuestro país

– Se seguirá invirtiendo en la seguridad fronteriza.  Los senadores proponen darle a la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de EE.UU. (CBP) más trabajadores, la ultima tecnología e infraestructura para prevenir, detectar y detener el flujo de personas indocumentadas sin afectar el flujo de comercio.  Por ejemplo, habrán mas vehículos aéreos no tripulados y mejores equipos de vigilancia electrónica y de radio, y un aumento en el número de agentes que patrullan los puertos de entrada.

– Se fortalecerán las prohibiciones contra la discriminación racial y el uso inapropiado de la fuerza.  Los agentes de la patrulla fronteriza serán mejor entrenados y supervisados.  Habrá un mejor mecanismo para que las comunidades fronterizas pueden compartir sus opiniones incluyendo críticas.

– Habrá un sistema de entrada-salida que registra si todas las personas que entran a los Estados Unidos con visas temporales a través de aeropuertos y puertos marítimos por donde hayan abandonado el país después de haber vencido su estadía autorizada.

– Se creará una comisión integrada por gobernadores, procuradores generales y líderes de la comunidad que viven a lo largo de la frontera sudoeste de EE.UU. para monitorear el progreso de la protección de la frontera y harán recomendaciones con respecto cuando esta meta se haya completado.

– Personas indocumentadas tendrán que registrare con el gobierno federal si desean ponerse en el camino hacia la ciudadanía.  Serán sujetos a una revisión criminal, pagarán multas e impuestos, si los deben.  A cambio se les otorgará un estatus legal provisional, el cual les permitirá vivir y trabajar legalmente en los EE.UU.  Las personas con antecedentes de delitos graves u otras personas que representen una amenaza para nuestra seguridad nacional no serán elegibles para un estatus legal provisional y estarán sujetos a una deportación inmediata.

– No habrá una residencia permanente para quienes se les otorgue un estatus legal provisional hasta que la frontera se considere segura.

– Personas que reciban estatus legal provisional no serán elegibles para beneficios públicos federales.

– Personas que reciban estatus legal provisional tendrán que ir al final de la lista de espera para obtener una visa que les otorgue una residencia permanente en los EE.UU.  Además, tendrán que hacerse más revisiones de antecedentes criminales, pagar impuestos,  aprender inglés y educación cívica, demostrar un historial de trabajo en el Estados Unidos, incluyendo tener empleo actual si desean tener la oportunidad de solicitar y obtener la residencia permanente.

– Para la mayoría de personas que reciban estatus legal provisional, tendrán que esperar hasta que todas las personas que actualmente estén esperando para una visa de inmigrante las reciban.  Actualmente hay una larga espera para obtener una visa de inmigrante.  Por ejemplo, hijos solteros mayores de 21 años de origen mexicano que están siendo pedidos por sus padres ciudadanos estadounidenses tienen que esperar casi 20 años para inmigrar a los EE.UU.  Al menos que el gobierno federal incremente el número anual de visas de inmigrantes, habrá una gran demora para aquellos que desean recibir una residencia permanente después de haber sido otorgado estatus legal provisional.

– Habrá trato preferencial para personas que vinieron ilegalmente a los EE.UU. cuando eran niños (DREAMers) y aquellos que están trabajando en la agricultura.  A estas personas se les otorgará un camino mas rápido para obtener la residencia permanente.

2. Mejorar el sistema inmigratorio legal y crear beneficios inmigratorios para atraer a las personas más brillantes del mundo

– El plan legislativo reducirá los atrasos en las categorías de visas familiares y de empleo para que se disminuya la separación familiar y la perdida de capital humano.

– Se otorgará la residencia permanente a los inmigrantes que han recibido un doctorado o maestría en ciencias, tecnología, ingeniería o matemáticas en una universidad estadounidense.

3. El programa de verificación de empleo será más fuerte

– Según los senadores, la mayoría de los inmigrantes que vienen a los EE.UU. lo hacen por razones económicas.  Por lo tanto, tiene que haber un mejor sistema de verificación de empleo para que personas indocumentadas no puedan trabajar.

– Los empleadores que a sabiendas contraten a trabajadores indocumentados enfrentarán fuertes multas y sanciones penales para aquellos que violen la ley de forma flagrante.

– El gobierno federal proporcionará a los empleadores de los EE.UU. un sistema electrónico rápido y fiable para confirmar que todo nuevo empleado esté autorizado para trabajar en los EE.UU..

– El nuevo sistema de verificación de empleo evitará el robo de identidad y la contratación de futuros trabajadores indocumentados.  Personas que busquen empleo en el futuro tendrán que comprobar su identidad y estatus legal en el país.

– Habrán garantías procesales para proteger a los trabajadores estadounidenses, prevenir el robo de identidad, y proporcionar un debido proceso legal en caso que surjan problemas.

4. Admitir nuevos trabajadores y protección de los derechos de los trabajadores

– Se creará un sistema inmigratorio más eficiente y oportuno que permita a compañías estadounidenses contratar a trabajadores con menos habilidades cuando hayan trabajos disponibles y los trabajadores estadounidenses no deseen o no estén dispuestos hacer el trabajo.

– Se le permitirá a empleadores contratar a inmigrantes siempre y cuando demuestren que no tuvieron éxito en el reclutamiento de un trabajador estadounidense para llenar una posición abierta, y la contratación de un inmigrante no desplazará a los trabajadores estadounidenses;

– Se creará un programa viable para satisfacer las necesidades de la industria agrícola de EE.UU., incluyendo la industria de productos lácteos para encontrar trabajadores agrícolas cuando trabajadores estadounidenses no estén disponible para llenar la plazas vacantes;

– Se permitirá que más inmigrantes con menos habilidades puedan venir a los EE.UU. cuando la economía esté creando trabajos, y se reducirá el numero de inmigrantes cuando la economía no está creando empleos;

– Se protegerá a los trabajadores por medio de un sistema que tenga y haga cumplir fuertes protecciones laborales

– Se permitirá a los trabajadores que han tenido éxito en el lugar de trabajo y contribuido a sus comunidades a lo largo de muchos años poder obtener la residencia permanente en los EE.UU.

¿Te ha gustado la lectura?

0 comentarios